BENJAMÍN DE TUDELA, EL MARCO POLO DE NAVARRA. EL PRIMER LIBRO DE VIAJES DE LA ÉPOCA.

Benjamín de Tudela hizo un viaje desde Navarra por todo el Mediterraneo y Oriente Medio cien años antes de que lo hiciese Marco Polo. Dentro del Reino de Navarra, la aljama de Tudela era un importante centro cultural durante la Edad Media. Allí nació alrededor del año 1130 Benjamín bar Yonah, más conocido como Benjamín de Tudela, hijo del Rabí Jonah de Navarra en una población dominada por cristianos tras la conquista de la ciudad por Alfonso el Batallador en el año 1119.

Tudela desde el río Ebro. Foto Gobierno de Navarra.

Benjamín era un rabino sabio e ilustrado conocedor del árabe, el hebreo, el arameo y el latín así como del romance navarro. Realizó un viaje en el que visitó cerca de 200 ciudades de Europa y Oriente y que concluyó en el año 4933 de la era judía correspondiente al 1173 de la era cristiana. Gran observador, anotó y detalló con precisión y realismo todas las ciudades y tierras que visitó, sobre todo y particularmente, anotó las comunidades judías que le recibieron, cuantificó el número de sus miembros, describió sus actividades económicas y sus vínculos con la historia de Israel.

No se sabe a ciencia cierta el motivo que le impulsó a hacer semejante viaje, se barajan diferentes opciones como la de un peregrinaje a Jerusalén, conocer Bagdad, informar de las rutas comerciales u observar posibles refugios en caso de persecuciones. Sea como fuere, de sus anotaciones recogidas durante su periplo entre 1165/66 y 1173 (fechas aproximadas) un autor anónimo escribió “El libro de viajes” o “Sefer mass,ot”, el cual es un conjunto de notas sucesivas recogidas cronológicamente de los viajes que realizó. El libro comienza con un prólogo del autor;

“Este es el libro de viajes que compuso Rabbí Benjamín de Tudela bar Joná del país de Navarra, que en gloria esté. Rabí Benjamín partió de Tudela, su ciudad natal y recorrió países diversos y remotos, según se narra en este libro. De cada lugar que visitó, escribió cuanto vio u oyó de boca de personas fidedignas: relatos que nunca antes habían sido escuchados en Sefarad. ( topónimo bíblico que la tradición judía ha identificado con la península ibérica)…….” “…..El libro comienza de la siguiente manera:”

“Salí de mi ciudad hacia Zaragoza y, siguiendo el curso del río Ebro, llegué a Tortosa. Desde aquí en dos días de viaje , arribé a la antiquísima ciudad de Tarragona, situada junto al mar, que posee restos ciclópeos griegos sin parangón con cualquier otra edificación de Sefarad. Desde Tarragona, a dos jornadas de viaje, se encuentra Barcelona donde existe una comunidad santa con hombres sabios e inteligentes y grandes príncipes. Barcelona es una pequeña y hermosa ciudad costera. Llegan hasta ella comerciantes provenientes de todos los lugares: de Grecia, de Pisa, de Génova, de Sicilia, de Alejandría de Egipto, de Israel, de África y de todos los confines. Desde Barcelona hay un día y medio hasta Girona, donde radica una pequeña comunidad judía. Desde allí, a tres jornadas de distancia se llega a Narbona, ciudad eminente por sus estudios de la Torá, desde la cual…..”

El libro continúa recopilando información de las ciudades que iba recorriendo, sus características, países a los que pertenecían, su actividad económica así como de las grandes rutas comerciales, en una época de gran inestabilidad debido a los conflictos internos entre cruzados y los ataques sarracenos que había tras la segunda cruzada.

Visitará muchas ciudades y algunos lugares que ya no existen en la actualidad, que han cambiado de nombre, que nos suenan de los relatos bíblicos, o que son noticia en la actualidad por sus conflictos bélicos, como Constantinopla, Damasco, Saba, Belén, Egipto, Persia, Jerusalén, Bagdad, etc. A continuación he extraído algunos fragmentos como ejemplo de las descripciones que hace de algunos lugares emblemáticos en la historia del mundo.

“Jerusalén es una ciudad pequeña fortificada con tres órdenes de murallas. Sus pobladores son de origen muy variado, los musulmanes los designan como armenios, griegos, georgianos y francos. Son un conjunto de todas las lenguas. No hay en toda la ciudad una estructura más sólida que la Torre de David. Existen otros dos edificios, uno es el Hospital al que se hallan asignados 400 caballeros y donde se alojan todos los enfermos que son diligentemente atendidos tanto en vida como en muerte.” ( El Hospital dio nombre a la orden de Caballeros Hospitalarios de San Juan de Jerusalén, fundado hacia 1050, adquirió gran importancia a raíz de la conquista de Jerusalén en la primera cruzada). “El otro edificio llamado, Templo de Salomón corresponde al palacio construido por el rey Salomón, la paz sea con él.”

“En Jerusalén está también la gran iglesia llamada el Sepulcro, donde se encuentra la sepultura de aquel hombre.” ( En referencia a Jesucristo) Lugar al que que se dirigen los peregrinos.

“Desde el monte de los olivos se divisa el mar de Sodoma. (El Mar Muerto). A dos pasarangas (medida de distancia) de aquí se encuentra la columna de sal en la que se convirtió la mujer de Lot”

“De Baníes hay dos jornadas a Damasco, la grande ciudad que constituye el inicio de los dominios de Nur-el-Din, rey de los turcomanos o turcos. Es una ciudad amurallada hermosa y populosa en una región de huertos y jardines. No existe en todo el orbe una ciudad tan fértil como ésta. En ella está la mezquita musulmana conocida en árabe como Yami Dimask, un edificio que no tiene igual en todo el mundo. La mezquita tiene una pared de cristal, una obra propia de magos, en la que aparecen tantos orificios como día tiene el año……”

“A dos jornadas de Mahallah se encuentra Alejandría de Egipto a la que su fundador , Alejandro de Macedonia le impuso su propio nombre, dotándola de edificios suntuosos y muy hermosos. Sus casas, palacios y murallas son magníficas. Fuera de la ciudad se encuentra la academia de Aristóteles, maestro de Alejandro.” (Lugar donde se hallaba la famosa biblioteca de Alejandría). “….. Alejandro mandó erigir una gran torre, el Faro, para vigilar a los barcos provenientes de Grecia y países de Occidente que se aproximaban con fines bélicos.” ( El Faro de Alejandría construido en el siglo III a.C, tenía una altura superior a los 110 metros y era una de las siete maravillas del mundo.)

“…..Tras cinco jornadas entre montañas llegó a la gran metrópoli de Constantinopla- Istanbul, que era la capital de todo el país de Javán llamado Grecia, en el cual reinaba el emperador Manuel, con doce príncipes, cada uno con su palacio….” “…..Era una ciudad bulliciosa, solo comparable a Bagdad, la gran ciudad de los ismaelitas. (musulmanes-árabes). Disponía en abundancia de ropa, carne y vino, y de mayor riqueza que cualquier otro país…..” “En la ciudad estaba el papa griego pues los griegos no siguen la disciplina del papa de Roma….”

Para concluir, una divertida descripción que hace de Rusia en su viaje de retorno. “Rusia es un reino muy amplio. Va desde la puerta de Praga hasta la puerta de Kiev, la gran ciudad en el otro extremo del imperio. Nadie traspasa la puerta de su casa en el invierno a causa del frío que hace allí. Hay personas a las que se les ha caído la nariz por el frío tan extremo….”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s